Senate Democrats

Reid Pide Pronta Aprobación de Ley de Vivienda

Washington, D.C. – El Líder de la Mayoría del Senado Harry Reid buscó hoy la aprobación del Acta de Ayuda para la Vivienda Familiar del 2009 en el Senado de los Estados Unidos y presentó la siguiente declaración sobre la importancia de este proyecto de ley. Miles de estadounidenses, como Verónica Rivera de Reno, Nevada, están contando con esta ley para salvar sus viviendas.

“Recientemente mi oficina fue contactada por Verónica Rivera, cuyo esposo perdió su trabajo en el sector de la construcción y hoy se encuentran atrasados en sus pagos hipotecarios. Hace un año uno de sus dos hijos murió. Ahora la pareja enfrenta una nueva crisis con la posible pérdida de su casa y todas las memorias que contiene. La hipoteca de su casa se ha duplicado y tendría que dar su salario mensual completo solo para mantenerse al día.

“Su historia le parte el corazón a uno. Es inaudito que personas como Verónica despierten todos los días preocupados si su niño va a tener casa el día de mañana. Pero esto no tiene que ser así. En un país tan grande y tan fuerte como el nuestro, es insólito que una familia que ha hecho las cosas bien esté a punto de perder su casa.

“Los Rivera pagaron una saludable cuota inicial de 20 porciento, lo que normalmente los calificaría para una hipoteca a término fijo. Sin embargo, les vendieron una hipoteca variable y ahora eso le está costando a la familia. Miles de historias como esta se cuentan en nuestro estado y el país.

“Sólo el mes pasado, cerca de 20.000 nevadenses recibieron un aviso de embargo. El año pasado ningún estado tuvo una peor crisis de vivienda que Nevada, golpeando uno de cada 14 hogares.

“Pero más allá de la crisis, las casas vacías atraen criminales y afectan negativamente el precio de otras casas alrededor. En promedio el precio de las viviendas en Las Vegas han caído más de 40 por ciento desde su punto más alto en el 2006.

“Este otoño que pasó caminé con el alcalde de Las Vegas por uno de los barrios más afectados, en el estado más golpeado del país. Un propietario se me acercó y nos dijo que el valor de su casa había caído en más de $100.000.

“Desafortunadamente su situación es muy común. De acuerdo a un informe, cerca del 55 por ciento de los nevadenses deben hipotecas mayores al valor de sus casas. A través del país, los estadounidenses deben más de $2.000 millones de millones de dólares por encima del valor de sus viviendas.

“El año pasado, después de una larga lucha legislativa logramos aprobar una ley para ayudar a aquellos en riesgo de perder su casa. Reformamos la industria hipotecaria y le dimos más recursos a las agencias de consejería.

“Los demócratas insistimos que la legislación de rescate para los bancos incluyera autoridad para que la administración pudiese ayudar a las familias. Esto le permitió al Presidente Obama lanzar el programa para “Hacer Asequible la Vivienda” (en inglés, Making Home Affordable). Todavía estamos mejorándolo, con nuevas directrices para las hipotecas secundarias y estoy esperanzado que esto ayude a muchos.

“La semana pasada aprobamos un proyecto de ley para prevenir, e investigar, a aquellos estafadores que acechan a los dueños de vivienda quienes en estos momentos están desesperados por recibir cualquier ayuda. El Buró para la Protección del Consumidor en Nevada (BCP, por sus siglas en inglés) recibe casi 100 quejas al mes de consumidores que están reportando estafas hipotecarias.  El número de fraudes a través del país se ha casi cuadruplicado en los últimos siete años— en el 2001 hubo 18.000 y en el 2008 hubo 65.000. En la comunidad hispana, el número de víctimas de fraude ha sido desproporcionadamente alto.

“En lugares como Nevada, donde hay un agudo problema de netos patrimoniales negativos, debemos mejorar el programa conocido como Esperanza para los Dueños de Vivienda (en inglés, Hope for Homeowners), a través del proyecto de ley que estamos debatiendo en estos momentos. Hasta ahora, muy pocas personas han participado en este programa, así que esperamos rebajar los costos tanto para los propietarios como para los prestamistas. El proyecto de ley también incentivará más a los prestamistas para que participen en el programa. Muchos de los propietarios con hipotecas mayores al valor de sus casas pueden calificar para el programa de la Administración Federal para la Vivienda (FHA, por sus siglas en inglés) que garantiza préstamos.

“También debemos enfocar nuestros esfuerzos en donde más se necesitan y darle al Departamento de Vivienda y Desarrollo Urbano (HUD, por sus siglas en inglés) los recursos que necesitan para ayudar a aquellos propietarios vulnerables. Le agradezco al Senador Christopher Dodd por incluir dentro de este proyecto de ley una enmienda que escribí para prevenir el fraude hipotecario.

“Hubiese querido que más senadores siguieran el ejemplo del Senador Dick Durbin, quien se enfrentó a la industria bancaria para socorrer a los propietarios quienes enfrentan la bancarrota. Especialmente en momentos como éste, es simplemente injusto que el propietario en apuros no pueda ser ayudado declarándose en bancarrota, pero que el dueño de una casa de verano sí.

“La propuesta del Sen. Durbin hubiese salvado cerca de 40.000 hogares en Nevada, y más de $5.000 millones en neto patrimonial para las casas vecinas. Su propuesta era balanceada y justa para todos los implicados. Hubiese convencido a los prestamistas a modificar las hipotecas— incluyendo modificaciones hechas fuera de corte— más agresivamente.

“Sin embargo es importante ser realista. Ninguno de estos proyectos de ley, ni ningún otro, es una panacea. Fuerzas fuera del control de cualquier cuerpo legislativo— sea estatal o federal— siempre afectarán la oferta de la vivienda, los precios y los embargos. La disponibilidad y el costo del crédito hipotecario tienen una gran influencia sobre la salud del mercado de vivienda. Le agradezco tanto al Departamento del Tesoro como a la Reserva Federal por todos los pasos que han tomado por mantener el crédito hipotecario disponible y barato.

“Los ingresos personales afectan los precios de vivienda. Dado esto debemos recordar lo importante que es luchar para que la clase media tenga la oportunidad de cuidar de sus familias. Desde el Acta de Rehabilitación y Reinversión Económica hasta la resolución para el Presupuesto del 2010, el trabajo del Congreso y la administración Obama se ha enfocado en este compromiso. 

“Dado el tamaño de las dificultades que enfrentan muchos nevadenses y los estadounidenses en general, va a tomar más tiempo antes de que el mercado de vivienda se normalice. Pero, con este proyecto de ley estamos trabajando para que personas como Verónica Rivera dejen de pasar trabajo”.

###

Bookmark and Share